Seleccionar página

¿Estás barajando la idea de crear una terraza de verano en tu jardín? ¡Es fantástica!

Este espacio termina convirtiéndose en el lugar más agradable de la casa durante la época de buen tiempo y en un sitio perfecto de reunión con amigos y familiares. Pero una de las claves para que la terraza acabe convirtiéndose en un espacio especial es que esté bien diseñada para que todo en ella sea agradable.

A nuestro entender, hay varios elementos que son muy importantes para que una terraza resulte acogedora: el orden, la intimidad y el ambiente. Para conseguir todo esto es fundamental una buena elección de los muebles, escogiendo cuidadosamente los más adecuados para conseguir el efecto que deseas encontrar y además, facilitar los tres aspectos anteriormente mencionados. Nosotros apostamos por la madera como elemento estrella porque nos parece acogedora, bonita y con múltiples posibilidades a la hora de crear.

Te damos algunas ideas sobre elementos imprescindibles para dar un toque veraniego a tu terraza.

Un buen suelo de madera

Pocas cosas son tan agradables como un suelo de madera natural. Si la terraza es cubierta, este suelo de madera se mantendrá inalterable durante mucho tiempo con poco mantenimiento. Pero si la terraza es abierta no hay por qué renunciar a este material. Tan solo hay que elegir una madera tratada para resistir bien el agua, el sol u otros fenómenos meteorológicos y darle de vez en cuando una capa de tratamiento.

Existen en el mercado maderas como la de teca que resultan muy resistentes a la intemperie. Por este motivo son utilizadas para los barcos, que tienen que soportar sol y salitre de manera constante. También existe la posibilidad de utilizar tarimas sintéticas imitando a la madera. Si bien no son igual de bonitas, estéticamente están bastante logradas y no necesitan de mantenimiento por lo que son la opción ideal para quienes no son muy manitas pero quieren que su terraza esté siempre en buen estado.

La instalación por parte de profesionales garantiza que estos suelos darán sus mejores resultados, que resultarán cómodos y se mantendrán sin problemas durante años.

Espacio para almacenamiento

En una terraza de verano son muchas las cosas que se utilizan, desde ropa de baño hasta juguetes para la piscina, cremas protectoras, toallas o cojines para tumbarse, material de lectura y un largo etcétera. Si no quieres que todo se vea esparcido por la terraza y en desorden crea un buen espacio de almacenamiento.

Si la terraza es anexa a la vivienda puedes aprovechar la pared para crear un armario empotrado a medida en el que puedas guardar todas tus cosas tranquilamente. También puedes incluir bancos con cajones para usarlos como espacio de almacenaje. En cualquier caso, se trata de sacar el máximo partido del espacio disponible utilizando muebles con una doble función. Este tipo de muebles de almacenaje resultan mucho más útiles cuando están hechos a la medida, ya que se optimiza al máximo el espacio.

Muebles a medida

Y si hablamos de muebles a medida para la terraza, hay que pensar que no solo los muebles destinados al almacenamiento son los que están dispuestos a adaptarse a tus espacios, el resto de muebles como las mesas o las sillas se pueden fabricar a medida, todo para dar a tu terraza ese toque de clase y distinción que la diferencien del resto.

Por ejemplo, puedes aprovechar para crear una barandilla en madera que delimite el espacio de la terraza si esta está en un jardín o en un terreno. O crear una celosía en madera para darle un poco más de intimidad al espacio resguardándola de la vista de otras viviendas.

Una vez que se tienen los muebles a medida, tanto de almacenaje como adicionales, se pueden decorar al gusto. Por ejemplo, para los bancos de almacenaje se pueden encargar colchonetas a medida para poder sentarse cómodamente. O plantar una enredadera para que crezca cubriendo una celosía y así darle un aspecto más bonito a la terraza.

Te recomendamos que la elección de los muebles que se compren, ya hechos, sea cuidadosa. De este modo encajarán bien con los que se han hecho a medida, por eso, si se combinan ambos estilos de mueble, es importante escoger muebles de cierta calidad.

Si optas por un suelo de madera lo mejor es disfrutarlo dejándolo a la vista, aunque se puede apostar por decorarlo con alfombras de tejidos naturales como por ejemplo las de sisal, muy frescas y veraniegas. Que también se pueden incluir en suelos de otros materiales.

Terminamos con uno de los puntos fundamentales en cualquier terraza, la luz. Un elemento imprescindible para poder utilizar la terraza en las noches de verano. Las actuales tiras LED o las bombillas ofrecen muchas posibilidades para las terrazas, ya que además de iluminar las zonas principales como la barandilla, el contorno de la piscina (si es el caso) e incluso algunos muebles, también sirven como elemento decorativo.